sábado, 12 de mayo de 2012

Drive

Comentario de DRIVE


Algunas películas poseen la capacidad de hechizar al espectador por algún motivo, bien por su puesta en escena, los actores, la banda sonora u otro tipo de elemento. Son cintas con personalidad propia que no tienen por qué ser redondas o perfectas, simplemente son buenos trabajos que tocan la tecla correcta en el interior de la persona que las ve. Uno de los últimos ejemplos de este tipo de cintas con las que se ha encontrado este cronista es "Drive" (Nicolas Winding Refn, 2011), una de las más gratas sorpresas de la temporada pasada. Contemplar una película de acción bien filmada e interpretada ya es de por sí todo un acontecimiento, pero los ingredientes de "Drive" recuerdan poderosamente a una de las referencias del género rodada por Peter Yates en 1968, la sin par "Bullitt". El largometraje de Yates hipnotizaba por el magnetismo de Steve McQueen y su Ford Mustang recorriendo las calles de San Francisco a ritmo de jazz. En "Drive" ocurre algo parecido con el carisma de Ryan Gosling inundando una obra donde los coches forman parte esencial de un relato donde los encuadres, las miradas y la música pesan tanto como los diálogos. Probablemente sea una de las mejores cintas de coches que uno pueda disfrutar junto a la propia "Bullitt", "El Diablo sobre Ruedas" (Steven Spielberg, 1971) y "Mad Max" (George Miller, 1979). Películas todas ellas en las que el protagonista ejerce de héroe solitario al volante de su vehículo, en una traslación moderna del jinete y el caballo de toda la vida. Los tiempos cambian pero el espíritu permanece.

"Drive" es la intimista historia de un muchacho de Los Angeles (Ryan Gosling) del que no sabemos el nombre, simplemente es El Conductor. De día trabaja como mecánico en un taller de coches y suele colaborar en bastantes rodajes como especialista de secuencias de acción. Gracias a su pericia al volante también se gana un sobresueldo como conductor profesional para robos y atracos nocturnos, bajo unas estrictas reglas que impone a los interesados. Su pasado y el cómo ha llegado a esa situación es un misterio para el espectador. Un día, tras un trabajo nocturno, el chico se muda de piso y conoce a su vecina Irene (Carey Mulligan), una joven madre cuyo marido está cumpliendo condena en prisión. El Conductor poco a poco sale de su coraza y traba amistad con Irene, aunque sus sentimientos van más allá. Al poco tiempo el marido vuelve a casa pero empieza a ser chantajeado por antiguos compañeros para que tome partido en nuevos atracos. Ante las amenazas cada vez más fuertes, El Conductor decide tomar cartas en el asunto y se ofrece a colaborar en el robo a condición de que Irene y su familia no vuelvan a ser molestados nunca. El atraco se lleva a cabo pero no termina como se esperaba, aparece demasiado dinero y El Conductor comprende que ha caído en una trampa, de la cual va a salir acabando con quien haga falta.

**************************************************

Ficha técnica y artística

Drive. EEUU, 2011, 100 min.

Dirección: Nicolas Winding Refn

Intérpretes: Ryan Gosling, Carey Mulligan, Albert Brooks

**************************************************


Crónica de El Maquinista


Pulsa en la pantalla para ver el tráiler de "Drive"

13 comentarios:

Piru dijo...

Es una película que tristemente todavía no he podido ver. Una inquietante mano negra me ha impedido verla por unas circunstancias u otras, pero desde luego todo el mundo coincide en que es una gran historia. Espero enmendar mi error pronto.

Un saludo

Jesús Fariña dijo...

Una de las grandes sorpresas (agradables) que nos ha dado el cine últimamente, lástima que fuera injustamente olvidada por los miembros de la academia. Un saludo!

Emilio Luna dijo...

Que te voy a decir yo de esta película!!Desde que comenzó el proyecto me puse pesadito porque había leido a Sallis, tras Cannes me puse inaguantable, tras verla...la gente me cogió manía. Me encantó, pese al hype enorme que llevaba me fascinó y no me la quito de la cabeza.

Un abrazo amigo!

El Bueno de Cuttlas dijo...

Hola Piru, pues espero que rompas la maldiciòn bíblica que te ha impedido disfrutar de esta cinta y que te guste al menos tanto como a mi. Eso sí, es una película muy especial de esas que a la mitad de la gente les deja frío y a la otra mitad les entusiasma. A mi personalmente me fascina, aunque eché en falta más diálogo y desarrollo. Visualmente es todo un hallazgo.

Un abrazo

El Bueno de Cuttlas dijo...

Hola Jesús, la verdad es que yo no tenía muchas esperanzas de que fuera tenida en cuenta para los Oscars, aunque sí fue toda una sorpresa el premio a mejor director que consiguió en el festival de Cannes. El cine de acción, al igual que otros géneros, tiene siempre que hacer un trabajo extra para que sea considerado como cine serio.

¡Un saludo!

El Bueno de Cuttlas dijo...

Hol Emilio, la verdad es que esperaba verte comentando por aquí porque toda esa fascinación que tienes con la película ha quedado muy clara en tu blog durante los últimos meses :-)

Estuve tentado de poner en el clip de video la escena de los títulos de crédito, que me parece magistral, pero al final opté por un tráiler en español bastante apañado donde se tiene una visión global de la cinta, para los que no la hayan visto. Este tipo de trabajos tan originales y personales se agradecen enormemente en unos tiempos en los que en los grandes estudios fabrican historias clónicas en serie sin la más mínima pizca de imaginación.

Un abrazo

ethan dijo...

La verdad es que no tiene mucho que ver con Bullit (salvo las escenas de coches). Drive me gustó bastante, de las mejores películas del año, muy por encima de otras que se llevaron mejores críticas (y mejor taquilla). Ese nuevo héroe casi autista parece que está de moda y Gosling lo borda.
Saludos!

El Bueno de Cuttlas dijo...

Hola Ethan, yo también opino que la parquedad en palabras del conductor interpretado por Ryan Gosling peca de extrema, pero ya me daría con un canto en los dientes si la mitad de las películas que se estrenan tuvieran la autenticidad de "Drive".

El paralelismo con "Bullitt" que mencionaba no era tanto formal (que no lo hay) ni temático (salvo los coches), sino que me refería a la trascendencia más allá de las pantallas de cine, es decir, el aspecto icónico. No se han hecho muchas buenas cintas que tengan un protagonismo tan claro del motor en ellas y creo que "Bullitt" y "Drive" son dos trabajos en los que el aura de sus protagonistas y la personalidad de la película trascienden su valor puramente cinematográfico. Yo me quedo con "Bullitt" pero "Drive" también permanecerá en el espíritu de muchos cinéfilos.

¡Un saludo!

El sr. Hormigos. dijo...

La verdad es que en un primer momento, no iba a escribir nada.

Motivo: esta es la típica película que tenía MUCHÍSIMAS ganas de ver, y al final, entre pitos, flautas, y esperar a unos y otras, se me escapó.

Y todavía me tiro de los pelos pensando en lo idiota que fuí.

En fín, a ver si engancho un pase filmotequero en v.o. o en algún ciclo veraniego al aire libre, porque en mi caso, Drive, como el gazpacho, es una película que se servirá fría.

Saludos un tanto apenados en esta ocasión.

El sr. Hormigos. dijo...

Por cierto, gracias por no chafarme los títulos de crédito (tampoco voy a ver el trailer, y ni siquiera me he leido la novela, a la que tengo ganas feroces porque parece que es el origen de esa parquedad expresiva que tan acertadamente se ha mantenido en la película. Y hablando de eso, recuerdo haber leído en una entrevista con Robert Vaughn a propósito de Bullit, que al parecer, una de las obsesiones de Steve McQueen era la de recortar sus frases de guión al máximo, y llevaba de culo a Peter Yates con una frase que se hizo famosa durante el rodaje: "Eso puedo hacerlo sin dialogo").

El Bueno de Cuttlas dijo...

Hola Enrique, pues espero que puedas disfrutar pronto de esta película, aunque al ser tan particular puede que no te guste del todo. Ya se verá, al menos la estética es más chula que la música de los caballitos.

En cuanto al tema de los diálogos de "Bullitt" no tenía ni idea, pero es una anécdota estupenda, creo que a Steve McQueen le salió muy bien la jugada. El aura de su teniente gana bastante con ese aire taciturno y reflexivo, como cuando coge su Ford Mustang y se da cuenta de que le van a seguir en otro coche. Pone cara de pensar "os vais a enterar". Diez minutos de metraje más por las calles de San Francisco sin una sola palabra y tenemos una de las persecuciones más famosas de la historia del cine.

¡Un saludo!

anna van anna dijo...

Tengo tantas ganas de verla! Al igual que Piru, por una cosa u otra al final ha sido imposible. Además, quiero ver a Carey Mulligan, para mi una de las promesas del cine actual (y a quien dicen que soy idéntica constantemente, por cierto, jeje)

Un abrazo!

El Bueno de Cuttlas dijo...

Hola Ana, pues creo que ya está en DVD, te la recomiendo mucho. Visualmente es una gozada y tiene un estilo completamente propio, con un sello personal que perdurará. A mi se me hizo demasiado corta y eché en falta más diálogo y profundidad, pero bueno...

A Carey Mulligan la tengo fichada desde hace un par de años cuando vi "An Education", la cinta con la que encandiló a la crítica (y a unos cuantos como yo). Es una actriz como la copa de un pino. Este fin de semana pasado vi "Shame", otra de las que tenía pendientes de la temporada pasada, y aunque la historia es muy dura me gustó. Carey Mulligan y Michael Fassbender bordan sus papeles.

Hablando de parecidos mi primo pequeño dice que yo tengo un aire a Harry Potter, se ve que le recuerdo a Daniel Reddcliffe. Si te pareces a Carey Mulligan seguramente también puedas recordarme a Jean Seberg, que no en vano fue tu alter ego fotográfico del blog durante unos meses :-)

Un abrazo